Cosas de la gravedad por Howard Wolowitz

Esto va de la gravedad pero no es de gravedad. Tranquilo.

Es una lección brutal de ventas que nos da Howard Wolowitz en un capítulo de la serie The Big Bang Theory.

Y cómica al mismo tiempo.

Escucha atento.

 

No te contaré mucho por no hacerte espoiler.

Como ya sabrás (o quizás no) Howard Wolowitz en un momento de la serie viaja al espacio.

A la Estación Espacial Inyernacional (ISS) que da vueltas alrededor de la tierra.

La verdad que Howard es un astronauta un poco atípico.

Si ves la serie sabrás a lo que me refiero.

 

Bien.

 

Howard y 2 astronautas rusos debían estar unas semanas allí arriba pero por algún motivo terminan estando más de lo esperado.

Howard empieza a ponerse intranquilo y paranoico.

Demasiados días en el espacio sin las cosas normales de aquí abajo.

Cosas que usamos todos a menudo pero que no nos damos cuenta.

 

Sigo.

 

En uno de estos días de delirios habla por vídeo-conferencia con su mujer Bernadette Rostenkowski.

Que ya les vale a los de la serie los apellidos que les han puesto a todos los personajes.

Con lo fáciles que hubieran sido Smith, Johnson, Williams o alguno de este estilo.

 

No pierdo el hilo.

 

Pues hablando con su mujer que está en la tierra y que hace muchas semanas que no ve, le pide a ella que haga una cosa por él.

¿Algo sexual quizás?

Piénsalo. Son muchos días con 2 astronautas rusos ahí arriba.

Solos los 3.

Sería algo normal. Completamente normal y animal.

 

Pues no.

 

Le pide algo más normal pero por cotidiano no lo apreciamos.

Le pide que deje caer algún objeto para que él pueda ver como cae.

Quiere ver el efecto de la gravedad sobre ese objeto.

Creo que Bernadette deja caer un lápiz pero ahora mismo no lo recuerdo bien. Tampoco es importante el objeto en sí.

Eso sí, Howard al verlo tiene un orgasmo cerebral, si es que eso existe.

 

¿No es alucinante?

 

Ni siquiera nos lo planteamos. Pero es así.

Pues igual que esto, muchas cosas que llevamos dentro sin poder evitarlo.

Cosas instintivas, animales, primitivas, cavernícolas.

Estas son las que me gustan a mí.

Y a ti deberían gustarte también.

 

¿Por qué?

 

Pues porque si sabes dominarlas vas a conectar mejor con tu público.

Y esto es muy bueno para ti. Muy bueno para las ventas.

 

Ya sabes.

 

Ahora es tu turno. Implementa teniendo en cuenta esto. Te va a traer buenos resultados.

O no.

Dependerá de lo bien que lo hagas y que lo domines.

 

¿Lo mejor? La práctica.

¿Lo peor? Que no tengas ni «gravedera» idea de lo que te hablo.

 

Con lo primero no te puedo ayudar. Ya te he dicho que lo suyo es practicar.

Y la práctica es algo personal si quieres aprender.

(Lección de ventas subliminal y entre líneas).

 

En lo segundo te ayudo encantado. Sobre todo porque cobro por ello, claro.

 

Juanmi Sellés

juanmi@instintivo.net

 

PD: Piensa bien que te acabo de hacer leer 486 palabras. Tú verás.

instintivo
Logo
Shopping cart